baner-logo-ns
COPA SANTA FE: Este viernes inicia la Copa Santa Fe 2017 con la participación de mas de 80 equipos, la mas grande en Navojoa......BOX: El duelo entre el cinco veces campeon mundial Miguel Angel Cotto y James Kirkland fue cancelado....Nacho Beristain será el entrenador de Julio Cesar Chavez Jr previo a su combate con Saul "Canelo" Alvarez......FUTBOL: César Luis Menotti platico con Chivas ¿Asesor Deportivo o Técnico?
ns-radio-500

DESDE EL TERRENO DE JUEGO

 

(www.navojoasports.com) 20 Agosto 2013
Por. José Manuel Delgado Robles “Kilo”
 
 jmanuel delgado“El éxito en la vida no se mide por lo que logras, sino por los obstáculos que superas”.
 
Anónimo
 
Domingo de gatos negros, sorpresas y caras tristes para nuestro equipo fue lo que se vivió en el Emilio Ibarra Almada de los Mochis, Sinaloa.
 
Por segundo domingo consecutivo no logramos encontrar el antídoto para Alacranes y fuimos doblegados por un equipo de Charay que defendió su territorio de manera agresiva.
 
Ambas escuadras sabíamos que un cero - dos de ventaja no era suficiente para dar por hecho un resultado y menos ante nuestra Tribu que ya había logrado remontar ante “Che” Ríos la misma desventaja de juegos.
 
Con actitud positiva y en postura de guerra, llegamos a un primer encuentro donde sabíamos era esencial alzarnos con el triunfo, pues ese sería el ariete para mermar la mentalidad del contrario y nos daría los ánimos para seguir adelante en busca del campeonato.
 
Para muestra de ello, con cuadrangular de dos carreras de Baltazar Valdéz en el mismo primer inning logramos tocar la puerta y nos pusimos arriba en el marcador, ventaja que parecía lo suficientemente amplia para que Renán Martínez navegara por aguas tranquilas y se alzará con su primer triunfo de la serie, recordemos que Renán se caracterizó durante toda la campaña por ser un lanzador hermético en sus lanzamientos y que pocas veces le habían logrado remontar una ventaja.
 
Para asombro de muchos, los de Charay encontraron la pócima perfecta ante el zurdo y lograron descifrar sus lanzamientos rápidamente, explotándolo del montículo en menos de cinco entradas y dejando en sus alforjas una desventaja de siete carreras a dos, un marcador que se veía difícil alcanzar ante el veterano de hielo Aarón Acosta, el cual supo sacar provecho de su experiencia y con el apoyo de sus compañeros apaciguo nuestra ofensiva de manera eficaz.
 
Pero, la cosa ahí no terminaba, el partido se tornó un tanto complicado para el picheo de ambos equipos y los bateadores se pusieron al tú por tú, Charay por su parte logró fabricar once rayitas y nosotros logramos hacerle a su picheo un total de seis carreras, cabe señalar que en la parte baja de la séptima tuvimos hombres en primera y segunda sin outs y de manera polémica el ampáyer sentenció a Manzanares (uno de nuestro mejores ofensivos) con un picheo bastante bajo, lo que generó el revuelo de jugadores y de nuestro público y cortó así un posible rally que nos acercara en el marcador; algunos seguimos preguntándonos qué hubiese pasado si ese strike no se hubiera marcado, pero, como bien sabemos, el hubiera no existe y desafortunadamente no fabricamos las carreras necesarias para remontar y ganar el encuentro.
 
Sin un mañana y con desventaja de tres partidos nuestro equipo no cedía, nada nos hizo perder la esperanza y la confianza de que podíamos recuperarnos y salir abantes; como home team brincamos al terreno de juego a buscar la victoria a como diera lugar, pero, con un sorpresivo golpe mañanero los alacranes tomaron ventaja de tres a cero con sus primeros cuatro bateadores del encuentro, cosa que nos forzó a remar contra la corriente desde el mismo primer inning.
 
Nuestro equipo demostró que para darse por vencidos, La Tribu necesitaba más que un madruguete, como en algunas ocasiones en la campaña, logramos redoblar el marcador y de manera espectacular nos fuimos arriba cuatro carreras a tres, cosa que Charay no nos dejó digerir por mucho tiempo y al primer descuido volvieron a fabricar las carreras que lo ponían arriba en la pizarra, ventaja que ya no perdieron y al son de nueve carreras por seis terminó el partido que eliminaba la posibilidad de que nuestra Tribu se recuperara y siguiera luchando por el trofeo de campeón.
 
Presenciamos una serie donde el bateo se hizo presente y el picheo fue castigado, lo contrario a lo que muchos creíamos sucedería, pues ambos equipos contábamos con lanzadores de experiencia y los jóvenes también habían sabido fajarse en la lomita, los de Charay lograron cimentar el campeonato en los spikes de su lanzador estelar y de su inmortal icono ofensivo, Aarón Acosta y Gerardo “el chivo” Pérez, demostraron ser como los buenos vinos, donde el tiempo parece darles una mejor calidad de juego y su aportación al equipo se vuelve fundamental, por nuestra parte lucieron en el campo Aristeo “el moso” Muñoz, quien logró mojar la pólvora de los arácnidos por más de cuatro entradas y Jesús “chuyito” Félix, quien disparó par de cuadrangulares en el encuentro vespertino, esto sin menospreciar el esfuerzo hecho por todos y cada uno de los jugadores que dieron todo de sí en el campo, para mí fue un honor estar dentro del terreno de juego viviendo de cerca las acciones de esta final.
 
Aunque una serie de cuatro perdidos y cero ganados da una perspectiva de que fuimos apabullados por nuestros oponentes, creo que todos los juegos fueron bastante buenos y dignos de una final, peleamos en todo momento con la garra, el carácter y el espíritu de lucha que caracteriza a la Tribu, si hay algo que decir de mi parte simplemente es que Charay fue mejor que nosotros, es de caballeros respetar y reconocer al contrario y aunque nos duele, nos tocó ver al toro detrás de las trancas y el trofeo que tanto anhelábamos lo levantaron ellos.
 
Se fue una temporada más de la Clemente Grijalva y como era de esperarse, nuestra Tribu demostró ser un equipo protagonista, equipo donde reina la pasión por el beisbol y el amor por la camiseta que se defiende, soy el más fiel creyente que nuestra región es un semillero nutrido de buenos peloteros que pueden darle a Navojoa muchas satisfacciones en cualquier torneo, liga o campeonato, los medios están dados, es solo cuestión de tiempo, paciencia y perseverancia.
 
Pienso que el beisbol es un deporte justo y cuando se pone a favor de un equipo, las cosas resultan muy regularmente a favor del mismo, esta ocasión la balanza se inclinó hacía Charay y como decimos en el argot beisbolero “todo les dio”, mis respetos para ellos y mi admiración por el logro obtenido esta campaña, creo que tienen el mérito suficiente para ser los campeones, recordemos que así como nosotros luchamos y sufrimos por estar en la final, ellos también lo hicieron, en hora buena por los Alacranes.
 
Agradezco a compañeros, cuerpo técnico y directiva por haberme permitido ser parte de este proyecto, como jugador me hubiese encantado regresar a casa con el campeonato y darle a Navojoa el orgullo de tener a este gran equipo, un equipo de peloteros entregados, con ambición de triunfo y espíritu guerrero, un equipo compuesto en su mayoría de jugadores navojoenses, que además de ser deportistas destacados, son ciudadanos ejemplares para nuestra sociedad, no pasemos por alto que esos jóvenes y niños que hoy nos echan “porras” y aprenden lo poco o lo mucho de nosotros, el día de mañana serán nuestros sustitutos en esta Tribu que como equipo tiene mucho por delante.
 
Los invito a unirse a este grupo de personas que hoy por hoy están con La Tribu, una Tribu que año con año se consolida más y crece como organización, los invito a apoyar el espectáculo que dan todos los peloteros de nuestra región y sobre todo los invito a seguir disfrutando del beisbol de calidad que tenemos en nuestro propio patio, adecuando un poco una frase sobre las siempre admirables mujeres les digo, “al beisbol no traten de entenderlo solo ámenlo”, lo demás viene por si solo.
 
¡Mis mejores deseos para todos ustedes y que tengan un excelente día¡